Soledad

“La soledad está infravalorada”

Estaba en pie mirando desde lo alto del acantilado ,sintiéndose sublime y majestuosa como pocas veces antes se hubiese sentido, si el mundo entero la hubiese contemplado en ese mismo momento la habrían amado, habrían sucumbido ante su imagen de villana despiadada que, al borde de el abismo contempló el último vuelo de su único amor, la única persona a la que hubo amado, la única en la que hubo creído , la única insustituible para ella. Al borde de los riscos salientes del alto acantilado el viento sacudía su cuerpo haciéndolo estremecer de frío, las aguas golpeaban furiosas los salientes y se alzaban en un vano intento de alcanzarla, estaba demasiado arriba cómo para que las aguas pudiesen arrastrarla , pensar en ello la hizo sonreír y sentirse todavía un poco más vacía , ambas cosas al mismo tiempo, a pesar de su pose sublime y malvada empezaba a recuperar de nuevo la inseguridad de siempre, la vulnerabilidad que la acechó durante toda la vida, y una desazón amarga la invadió. Por un momento deseó tener a Dave a su lado, acto seguido desechó aquella estúpida idea , más que por nada por seguir manteniéndp un hilo de coherencia en sus pensamientos… Dave había volado en dirección al mar tan sólo unos instantes antes, y la causante de ese vuelo había sido ella. Sus manos que le habían abrazado y acariciado en multitud de ocasiones le habían empujado con todas sus fuerzas hacía el vacío.

Es cierto que lo amaba, que sólo a él le habría confiado toda su vida , sus vivencias, sus recuerdos, todo lo que era … ahora , se había quedado completamente sola. El problema es que a veces la soledad se convierte en algo “indispensable” en un tesoro que no se puede valorar, si, la soledad estaba muy infravalorada en éstos días,muchos se refieren a ella como símbolo de infelicidad, fracaso y cosas negativas, pero cuándo aprendes a saborearla y a vivir con ella…¿acaso no se convierte en algo imprescindible? ¿no se convierte en una necesidad?

Dave apareció en su vida y su mundo de una forma grata pero finalmente había roto su intimidad, cambiado sus costumbtres, modificado sus hábitos, a veces incluso la hacía sentirse cohibida, triste, invadida como si fuese una prisionera suya, o peor aún, una esposa. Ni hablar! Había ciertos límites que no podían sobrepasarse o la harían más infeliz aun de lo que antes hubiese creído ser.

No es nada personal, pero tanto acoso y asedio se habían vuelto insoportables. Era una cobarde por supuesto! Había intentado decírselo mil veces… pero era tonto o sordo o carecía de entendederas, no es que tuviese muchas luces eso estaba claro que no , pero ella se había abierto a él y le había dejado conocerla un poquito más de lo que debiese. Ahora venían las consecuencias. Ignoraba si algún día se perdonaría aquello que había hecho y que sucedió sin más, sin alevosía ni preparación… simplemente durante una milésima de segundo la malvada idea atravesó su mente y su cuerpo respondió al impulso de una manera “inmediata” , no hubo tiempo de pensarlo, cuándo quiso darse cuenta Dave se había precipitado al vacío con una mirada entre la sorpresa y el terror … ¿pero qué …. – balbuceó mientras perdía pié y resbalaba por los riscos hacía la inesquivable pendiente , después silencio, sólo paz, no más agobios , ni llamadas, ni acosos, ni asedios. No podía tenerse todo en la vida, hubiera deseado haber tenido a Dave a su lado en determinadas ocasiones, pero no para siempre, no todos los dias.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.